Imaginación

Del mismo modo que tú necesitas comer y dormir para vivir, un juguete necesita de tu imaginación para hacerlo, porque ella es la responsable de crear su personalidad y su mundo, es la que decide si el juguete tiene hambre, ganas de bailar o de volar. En definitiva, un juguete nunca es un juguete si no cuenta con tu imaginación.

En wodibow hemos diseñado nuestros juguetes para que tu imaginación no solo sea la responsable de crear su personalidad y su mundo, sino para que también sea quien los construya, literalmente. ¿Y por qué? Porque nuestros wodibow solo se dejan ver cuando tu imaginación encuentra la forma de combinar correctamente sus piezas. El resultado es un juguete viviente con una forma y personalidad definidas por tu imaginación.

Muñecos de madera interactivos para jugar